Que hacer con la indiferencia?

Soy Facebook, te trae una guía para saber que hacer con la indiferencia. Una de las cosas mas molestas y dolorosas que puede hacer un ser humano. Si bien, a veces es necesaria para no ir al confronte, cuando viene de las personas que apreciamos, duele y mucho. Aquí te damos algunos “tips” para que tengas en cuenta, cuando tengas que lidiar con la indiferencia.

Como hacer ante la indiferencia?

Cosa pero que esa palabra, mas los dichos que la acompañan…“mátalo con la indiferencia”.

Para ciertas personas “nada mejor que la indiferencia”

Sigmund Freud consideraba  que lo contrario del amor no era el odio sino la indiferencia –

La indiferencia cuando es real y verdadera, puede ser muy cruel.

Así como el desprendimiento saludable, el desasimiento sano y el verdadero desapego son signos de equilibrio mental y emocional, la indiferencia es un error básico de la mente y conduce a la insensibilidad, la anestesia afectiva.

A veces la indiferencia es utilizada como defensa, una actitud neurótica,, que se esconde tras esa imagen, por miedo de ser despreciado , dejado de lado, no reconocido.

La indiferencia sirve como «escudo» psíquico y otras para compensar las resquebrajaduras emocionales. Muchas veces las personas hiper-sensibles, se esconde ante la mascara de la indiferencia.

Muchas veces por malas experiencias, burlas  en las escuelas, trabajo y demás, pero de apoco debe uno librarse de todo eso, ya que no hace bien y termina perjudicando nuestra sensibilidad y carácter.

Uno debe tratarse de abrirse y se tiene que sufrir, bueno afrontarlo, buscar y trabajar sobre eso, ni esconderse, tras esa máscara ni exponerse, encontrar el equilibrio.

Para aquellos que luchan contra la indiferencia de muchas personas, es bueno indagar si es por vulnerabilidad o escudo que tienen, para poder así comprender. La indiferencia, en el sentido en el que utilizamos , este término, es una actitud de insensibilidad y puede, intensificada, conducir a la alienación de uno mismo y la paralización de las más hermosas potencias de crecimiento interior.

La indiferencia, cuando es real , puede ser sumamente cruel, y es mejor alejarse si sentimos que realizada de manera intencional. Quien padeció de indiferencia,, dejan heridas muy profundas, por eso es buen que ante eso, utilizar nuestras herramientas, y una de ellas es simplificada en una gran frase de Amado Nervo: Quiero a la que me quiere y olvido a la que me olvida”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *